Abinader propone eliminar obstáculos burocráticos para incentivar empresas e inversiones en el país

Santo Domingo. –  El candidato presidencial del opositor Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, planteó proyectos de leyes y reformas administrativas para incentivar las empresas e inversiones, eliminando las trabas burocráticas.

Entre los proyectos está el de la Ley de silencio administrativo. Si en 30 días el Gobierno no responde una solicitud, se considerará aprobada. “Con esta ley se acabó la frase ´dame lo mío para agilizarte eso´. “Incentivaremos al Gobierno a trabajar rápido, de manera eficiente y transparente y a romper la pared que fomenta el soborno y el tráfico de influencias”, indicó.

Sobre el proyecto de Ley de simplificación burocrática, indicó: “Si el Estado ya tiene todos tus documentos ¿Por qué te los pide una y otra vez, cada vez que quieres hacer un trámite? Crearemos por ley el sistema de archivo que mantendrá el registro digitalizado de los documentos depositados por las personas en sus gestiones estatales”.

Señaló que la constitución de sociedades debe hacerse en un plazo máximo de 72 horas, utilizando un sistema en línea para realizar todos los trámites necesarios. En esta plataforma tecnológica quedarán integradas la Oficina Nacional de Propiedad Industrial, las Cámaras de Comercio y Producción, y la Direción General de Impuestos Internos (DGII).

Propuso la modernización de la ley de inversiones, eliminando la burocracia, para no poner a los emprendedores de iniciativas empresariales a dar vueltas en diferentes instituciones para realizar una inversión.

“Modernizaremos la Ley de Inversión Extranjera para crear una verdadera ventanilla única, como debió ser desde siempre: Un solo espacio físico en el que habiten todas las instituciones públicas requeridas para obtener licencias y autorizaciones”, enfatizó.

“Un solo lugar para ir cuando se quiera invertir. Esta ventanilla estará abierta a la inversión nacional y extranjera y será coordinada por un gabinete de inversión creado para ese fin. Sólo será requerido el registro en el CEI-RD y un monto mínimo de inversión económica… porque al que quiere invertir hay que ponérsela fácil, no difícil”, subrayó.

Estabilidad jurídica

Para el economista y líder político es desleal cambiar las reglas del juego cuando ya se empezó a jugar. “Por eso se establecerá una protección de estabilidad jurídica por un período de diez años mediante la creación del registro de inversión, para que no puedan modificarse las reglas para beneficio de intereses particulares. Con esto garantizaremos estabilidad para el que invierte, promoviendo la creación de muchos empleos de calidad”, puntualizó.

Resumió que su compromiso con los inversionistas e iniciadores de negocios es “impulsar las citadas propuestas de cambio y aplicarlas en nuestro próximo gobierno, para que nunca más el avance del país sea detenido por papeleos innecesarios”, concluyó.

Prometió establecer un clima de inversiones que estimule la creación de riqueza social y genere tal cantidad de empleos que contribuirán a transformar la calidad de vida del pueblo.

“Ya basta de que pidan a los inversionistas “mojarles las manos” para “resolver”, que pidan volver la próxima semana, después de un mes de espera, de dilatar de manera interminable la aprobación de permisos que deberían ser autorizados en hora o días”, expuso Abinader en una presentación de carácter didáctico, por los ejemplos, anécdotas y apoyo en recursos audiovisuales, difundida a las 6 de la tarde de este jueves, a través de sus cuentas en las plataformas digitales Facebook y Youtube, y entregada a los medios informativos.

Para cumplir ese compromiso, el candidato presidencial del PRM afirmó que eliminará “una maraña de obstáculos a la inversión que empujan a la informalidad a quienes quieren hacer negocios y ahuyentan a empresa que buscan invertir en el país, pero que terminan llevándose sus capitales a países donde hay condiciones más favorables a sus iniciativas”.

“Este debe ser el año de los que emprenden. Este es el año del cambio. Se acabó el tiempo de esperar y llegó el tiempo de hacer. República Dominicana se merece un sistema de permisología, de autorizaciones y aprobaciones de negocios legal, transparente y amigable con los inversionistas, a los que no se les cambien las reglas del juego cuando ya se está jugando”, precisó.

Abinader documentó la “abrumadora” diferencia entre la realidad en República Dominicana y lo que ya es estándar a nivel internacional para, por ejemplo, constituir una sociedad se toma 24 a 48 horas, mientras aquí tarda 30 días.

Una licencia de construcción: Internacionalmente tarda 60 días, en República Dominicana se necesitan 180 días. Las aprobaciones para abrir un hotel: “En otros países en seis meses ya está todo listo, pero en nuestro país se necesitan dos años para obtener las mismas aprobaciones”, dijo Abinader.

Para obtener un registro sanitario, agregó, el estándar internacional es un mes pero aquí se toma un año. “Y si vemos a cuántas veces se te requiere ingresar una misma documentación para realizar trámites comunes, nos encontramos con que el estándar internacional es de uno a tres veces, pero en nuestro país para hacer el mismo trámite se te exige depositar la misma documentación desde cinco hasta diez veces”, ilustró.

Sobornos y peajes

“Pero lo peor es la cantidad en sobornos y peajes que los funcionarios corruptos piden pagar. La norma internacionalmente es que esto no ocurra, pero en nuestro país, a muchos empresarios e inversionistas, funcionarios inescrupulosos terminan exigiendo de diez a un veinte por ciento de lo invertido para ayudar a ‘agilizar’ los múltiples requisitos y papeleos”, denunció, para agregar que increíblemente, esa brecha no ha mejorado en los últimos cuatro años.

El vendedor que consigue un contrato para empezar a vender ya, no puede esperar, como tampoco el microempresario que necesita un RNC para operar, ni el inversionista que tiene por delante una gran oportunidad.

 

 

Comparte esta noticia con tus contactos.