Películas dominicanas obtienen 26 premios internacionales en lo que va del 2017

Santo Domingo.- El cine dominicano es hoy la vanguardia de la cultura dominicana. La industria cinematográfica ha tenido un año memorable, de envidiables reconocimientos. Ocho películas han recibido la friolera de 26 premios internacionales y han participado en 111 festivales internacionales de cine en 37 países.

Las películas dominicanas que este año han tenido participación destacada en esos certámenes son Cocote, de Nelson de los Santos, primera película dominicana en participar en el Locarno International Film Festival, uno de los 15 festivales clase A del mundo, donde ganara el Leopardo de Oro en la Sección “Signs of Life”, que en el 2017 se le dio carácter competitivo por primera vez. Según informaciones de su productor Fernando de los Santos tiene por delante unos 15 festivales más; Carpinteros, de José María Cabral, que el domingo se alzó con el premio Coral al Mejor Actor, recayendo en su protagonista Jean Jean, y que localmente ha sido, hasta el momento, la película de mayor duración en cartelera, desde la entrada en vigencia de la Ley de Cine en República Dominicana. Otra de las obras reconocidas ha sido Sambá, de Laura Amelia Guzmán e Israel Cárdenas, primera película dominicana clasificada como Selección Oficial en el exigente Tribeca Film Festival.

El hombre que cuida, de Alejandro Andújar; el docudrama Jeffrey, de Yanilis Pérez y la película de ciencia ficción Melocotones, de Héctor Valdés que comenzó ayer en cartelera son de las películas premiadas este año.

El drama Voces de la calle, de Hans García y Mañana no te olvides, de Pinky Pintor, que esta misma semana se alzó con el premio a la Mejor Película en el Festival Internazionale del Cinema dei Castelli Romani, en Roma, Italia, completan el cuadro de ocho filmes dominicanos premiados internacionalmente.

Esas películas dominicanas han sido vistas por miles de personas en festivales de Estados Unidos, México, Francia, Canadá, Panamá, Polonia, Suiza, Suecia, República Checa, Sudáfrica, Grecia, Perú, España, Trinidad y Tobago, Cuba, Corea del Sur, Inglaterra, Ecuador, Lituania, Italia, Curazao, Armenia, Turquía, Holanda, Bulgaria, Brasil, Australia, Argentina, Perú, Chile, Colombia, Alemania, Puerto Rico, Portugal y Singapure. Especialmente para los economistas y tecnócratas, esto debe significar algo. Y teniendo en cuenta que en cada uno de estos países ha sonado, ha sido leído, han sido vistas imágenes de un país llamado República Dominicana, sería bueno imaginarse cuánto costaría esta magnífica promoción del país, a través de algo tan noble como el arte.

Si somos muy estrictos y tenemos en cuenta que al menos los 26 premios internacionales han merecido al menos una referencia en los principales periódicos de cada país, así como en las emisiones televisivas y radiales, además de las páginas web, ¿alguien se atrevería a calcular cuánto costaría todo eso? ¿A cuántos millones de personas alcanzaría? Es, sencillamente, incalculable. Esta publicidad positiva es cada vez más creciente.

Comparte esta noticia con tus contactos.