Niños y tecnología: ¿cuánto tiempo deben pasar frente a la pantalla?

La generación Alfa es la generación de niños nacidos a partir de 2010, los cuáles pasan horas y horas frente a las pantallas de móviles y tablets, de modo que si tu hijo o tu hija está siempre solicitando tener delante un dispositivo móvil, debes saber cuánto es aconsejable que esté expuesto a su pantalla. Veamos a continuación, toda la relación entre niños y tecnología y cuánto tiempo deben pasar frente a la pantalla.

No es solo cuestión de tener sentido común e intentar evitar que los niños pasen horas y horas frente a la pantalla del móvil. Podemos ver también cuáles son la pautas y los datos recopilados por la OMS en una investigación relacionada con los niños y la tecnología.

Según aconseja la Organización Mundial de la Salud y de la Sociedad de Pediatría los niños que se encuentran en edad preescolar no deben utilizar los dispositivos móviles más de una hora al día.

Sin embargo, dicha recomendación no parece seguirse mucho si tenemos en cuenta un estudio elaborado a niños de entre 2 y 3 años los cuáles pasan mucho más tiempo debido al tiempo que también los padres se pasan frente al móvil.

El estudio en cuestión utilizó los datos recopilados de 2011 a 2014 para determinar los comportamientos y el momento de la exposición a las pantallas de niños de 2 y 3 años e identificar los factores individuales y familiares asociados con el incumplimiento de estas pautas.

Como resultado, a partir de los 1,595 y 1,994 niños de entre 2 y 3 años que participaron en esta investigación, se llegó a la conclusión de que el 79.4% de los niños de 2 años y el 94.7% de los niños de 3 años no cumplen con las pautas de la OMS de pasar solo una hora al día frente a una pantalla.

Factores a tener en cuenta

El porqué de este incumplimiento se relacionó a diversos factores que son:

El tiempo (de más) que dedican a la tecnología los padres, y en concreto las madres.
El hecho de que los niños vayan a la guardería (para los niños que están en casa es más fácil que tengan acceso a los dispositivos).
Consecuencias de la exposición a la pantalla del móvil o el ordenador

Es evidente que cuantas más horas pasamos frente a una pantalla más se resienten los ojos, pero en el caso de los niños, el hecho de estar frente a un móvil, una tablet o un ordenador, afecta no solo a su salud ocular sino también a su desarrollo cognitivo.

El estudio mencionado asoció que las familias donde pasan mucho tiempo frente a las pantallas de PC, tabletas y teléfonos inteligentes, puede ser difícil para los padres educar a los niños sobre el uso correcto de las herramientas tecnológicas. Ya no es solo cuestión de salud, o de querer proteger a nuestros hijos de que acaben llevando gafas antes de tiempo, es sencillamente intentar evitar que su «vicio» vaya a más y acaben siendo personas que no saben vivir sin tecnología. Es importante entonces que desde pequeños, la familia planee actividades en las que se puedan producir interacciones humanas sin que haya un móvil de por medio, promoviendo además un enfoque cuidadoso y controlado de los dispositivos tecnológicos.

Fuente: OkDiario 

 

Comparte esta noticia con tus contactos.