Eligen a Eneida Pérez como inmortal del deporte dominicano

Santo Domingo. – El ajedrez dominicano vio transcurrir más de una década para tener un inmortal del deporte dominicano, entre la penúltima y la última elección.

Los 12 años de diferencia entre la exaltación Freddy Llabra y Yuan Eu Lio es posiblemente la mayor cantidad de años en que ha tenido una disciplina del deporte nacional para colocar a un inmortal en el Salón de la Fama.

Esa distancia de años será acortada el 10 de noviembre próximo cuando otro exponente del juego ciencia haga su ingreso al templo de la inmortalidad.

Ese honor corresponderá a Eneida Pérez de Lucke, la mejor ajedrecista del país de su generación y una de las mejores de todos los tiempos, incluyendo ambas ramas.

Pérez es una exatleta que representó a la República Dominicana en nueve Olimpíadas Mundiales (1984-2012) y en siete ocasiones se coronó campeona nacional de la máxima categoría, la última vez en el año 2011.

Ha sido electa por los miembros del Comité Permanente del Pabellón de la Fama y su exaltación se producirá el domingo 10 del próximo mes, en el 53 Ceremonial que comenzará a las 12:00 del mediodía en el auditorio principal de la institución, ubicada en el Centro Olímpico Juan Pablo Duarte.

Eneida es la novena deportista escogida como próxima inmortal, tras la elección de los propulsores Bolívar Vargas Candelario, Roosevelt Comarazamy, Jorge Amparo, exboxeador olímpico y profesional, Máximo -Tepo- Tapia, en baloncesto; Claudine García, racquetbolista; así como los expeloteros Alfonso Soriano, Plácido Polanco y José Núñez.

Dionisio Guzmán, presidente del Pabellón de la Fama, dijo que Pérez será la sexta ajedrecista seleccionada para la inmortalidad, tras la exaltación en el pasado de Frank Fernando Sánchez, en 1969; Alberto Malagón Díaz, 1987; Alberto Delgado Malagón, en 1989; Freddy Llabra, en 2001; y Yuan Eu Liao, en 2013.

Pérez será así la primera mujer inmortal del deporte nacional en la disciplina del ajedrez. Fue la primera dominicana, en 2004 con 2,120 puntos, que obtuvo el título de Maestra Femenina (MF) de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE). Desde entonces, sólo otras tres criollas han recibido ese honor.

Ganó los títulos nacionales invicta y sin hacer tablas en las versiones 1987 y 1988. Previamente, se había coronado en el 84, 85, 86 y 89. Ha sido la única mujer en clasificar para un Campeonato Nacional Masculino en la historia del ajedrez dominicano.

Llevó la calidad de juego a otros países europeos, como Francia y Alemania, donde reside desde hace un tiempo, en Colonia. Está casada con el maestro internacional de ajedrez Norbert Lücke.

 

Comparte esta noticia con tus contactos.