Ocho años de conquistas al 2020… ¿se quedarán en manos del Post-Leonelismo?

Por: Pedro René Almonte Mejía

Tan querido por muchos, como odiado por otros, es el cangrejo; este crustáceo, algunos lo comen con tal deseo que se acerca a la obsesión, por su sabor fuerte y único. En mi caso no puedo ni olerlos, soy alérgico a esos animalitos hasta más no poder; pero siendo sincero lo que menos me gusta del cangrejo es su forma de moverse; se mueve de costado y da la impresión que camina hacia atrás. Y eso de caminar hacia atrás, de caminar lo andado, no debe ser la norma en un país con ansias de progreso y esperanzado en un  futuro mejor.

También en política se puede caminar hacia atrás. Cuando veo personas que ya demostraron lo que son capaces de hacer, con tiempo suficiente hasta para deshacer, intentando gobernar este país nuevamente, no me queda más que agarrarme la cabeza. Algunos pretenden “acabar” con una obra de gobierno plagada de conquistas, para simple y sencillamente volver atrás. Ciertamente , conquistas hay por doquier , en cada rincón de nuestro territorio y se expresan cada domingo, cuando el actual Presidente financia alguna iniciativa emprendedora en los campos de nuestro país ; conquistas hay cuando alguien que se moría por falta de primeros auxilios , hoy puede salvar su vida gracias al 911 ; conquistas hay cuando tenias problemas en alguna carretera del país, y eras víctima de un atraco y hasta podías perder la vida , en cambio hoy tienes la seguridad vial ; conquistas hay cuando los “hijos de nadie” no tenían quien les prestara dinero para emprender algún negocio, hoy tienen a Banca Solidaria; conquista es el 4% a la educación que ha permitido construir de forma democrática (mediante sorteo)  miles de aulas en todo el territorio nacional  ; la tanda extendida , las estancias infantiles , los Centros de Atención Integral a la Discapacidad (CAID) , todo el que tiene un familiar o amigo con alguna discapacidad , bien sabe de lo que estoy hablando . Conquistas que no me las invento yo, usted puede simpatizar o no con el actual Presidente, pero le invito a salir de su casa y mirar a su alrededor… ahí están las conquistas.

Por lo tanto después de lo conquistado, lo próximo es seguir conquistando… ¿o es que después de las conquistas haremos como el cangrejo? O peor aun ¿terminaremos en la boca de un león?